Ventajas de un coche eléctrico

Ventajas de un coche eléctrico

Gracias a empresas como Tesla Motors, lo coches eléctricos se han posicionado como una opción accesible y posible, ya  que el sueño que se tuvo hace unas cuantas décadas atrás al día de hoy es posible, algo que supone una gran ventaja no solo para las personas que buscan algo más práctico, sino también para el medio ambiente y el planeta.

¿Qué ventajas nos ofrece los coches eléctricos?

Si bien es cierto que aún no se tiene un sistema fiable que permita recargar la batería sin generar contaminación al planeta, la reducción en la producción de CO” y otros gases contaminantes disminuye muchísimo con la aparición de los coches eléctricos.

Esta es tan solo una ventaja superficial de todo el potencial que estos tipos de coches ofrecen.

coche electrico cargando

¿Has escuchado hablar sobre los coches que funcionan exclusivamente con electricidad pero aún no conoces cuáles son sus ventajas? Aquí te detallaremos una a una las ventajas que poseen y ofrecen estos vehículos.

Existen un gran número de ventajas que se pueden mencionar aquí. Pero al ser demasiadas, solo nos enfocaremos y explicaremos las más importantes y aquellas que le pueden interesar y servir a la gran mayoría de personas que leen este post.

Son vehículos que favorecen al medio ambiente

Un vehículo que funcione igual de bien que cualquier otro coche con motor de diésel es un gran avance, y más cuando se trata de un dispositivo o vehículo que no quema o utiliza combustibles fósiles es aún mejor.

Si se compara la contaminación atmosférica que un coche eléctrico produce con uno de combustión interna, obviamente la diferencia será abismal.

Sin embargo y pese a lo amigable que pueden llegar a ser estos vehículos, de alguna manera siguen generando contaminación al planeta, no de manera directo pero si de forma indirecta.

¿Te preguntas cómo es esto posible? Sencillo

Un coche eléctrico necesita de una fuente de alimentación para recargar sus baterías. Esta fuente bien puede ser una estación eléctrica o sencillamente la red eléctrica doméstica. Esa energía que puede cargar el auto proviene de un lugar y este lugar puede ser fuente hidroeléctrica, hidrotermal, eólica, quema de combustibles fósiles, entre otros medios.

Dichas fuentes obviamente tienen ciertos niveles de contaminación, y a pesar que el coche eléctrico casi no genera contaminación, su fuente que le provee la energía si lo hace, pero como tal, son la alternativa más viable cuando se trata de desplazarse de un punto a otro y favorecer al medio ambiente.

Mayor ahorro en combustible

Para entender esto, solo basta hacer una comparación entre el precio del combustible o la gasolina y el precio de la electricidad. Notarás que cargar un coche eléctrico resulta muchísimo más rentable que depender de la gasolina.

Claro está que el detalle se encuentra en el modelo del auto eléctrico que tengas o quieras adquirir. Estos no suelen ser muy económicos, al menos por el momento.

Mantenimiento simple y mínimo

Lo ventajoso de los coches eléctricos es que no necesitan mantenimiento excesivo y exhaustivo como los necesita los autos de combustión.

No se necesita cambiar correas, estar pendiente del aceite ni mucho menos revisar cada cierto tiempo el motor por posibles fallos. Lo cierto es que la frecuencia con la que estos necesitan mantenimiento es muy mínima.

Los ruidos del motor no son tan notorios

Por poner un ejemplo claro, simple pero efectivo, los coches Volkswagen son vehículos cuyos motores hacen demasiado ruido cuando están funcionando, y más aún cuando los echas a andar a alta velocidad.

Haciendo una comparación con cualquier modelo de vehículos eléctricos, estos no generarán la misma cantidad de ruido. Algunos tienes la características ser imperceptibles al oído humano a tal punto de parecer que están apagados cuando en realidad no lo están.

Es cierto que hay personas que adoran el sonido de un motor potente mientras están funcionando, pero otros prefieren evitar la contaminación auditiva y resulta que estos coches son los mejores.

Velocidad y potencia

Muchos aseguran que al ser un vehículo que funciona con electricidad, esto no se podrá equiparar en cuanto a velocidad y potencia.

Si eres de los que crees este punto de vista, tienes que saber que estás completamente equivocado. El vehículo eléctrico más caro del mundo ha podido alcanzar velocidades que superan los 370 km/h.

Claro que la duración de esta velocidad y potencia no es la misma que un coche normal. Sin embargo, los grandes avances que se han tenido sobre estos vehículos han logrado ser igual e incluso mejores y más rápidos.

Pueden ser autónomos

En un principio era un problema contar con estos vehículos, puesto que si no se tomaban las previsiones adecuadas,  cualquier conductor podría quedarse parado en medio de la nada por no tener carga.

Al día de hoy, están hechos con un sistema que pueden almacenar gran cantidad de energía e incluso mostrarte cuál será la duración en función del uso, la potencia y la velocidad que le des.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.